Con el estudio, debate y aprobación de proyectos de ley de reforma constitucional, la Comisión Primera del Senado le tomó el pulso en materia legislativa al presente y futuro de Colombia, con el concurso de las distintas bancadas, bajo la presidencia de Manuel Enríquez Rosero (Partido de la U) y Roberto Gerlein (Partido Conservador).

En este sentido, el Acto Legislativo para la Paz y el Plebiscito para la paz ocuparon buena parte del trabajo del segundo semestre de 2015 bajo la mira de la opinión pública nacional e internacional. Estas iniciativas dejan abierta la puerta para que los colombianos voten por el sí o por el no frente al Acuerdo de La Habana, entre el Gobierno del presidente Juan Manuel Santos y la guerrilla de las FARC, así como la creación de una Comisión Legislativa Especial, que se encargará de hacer las reformas constitucionales y legales que le den vida al acuerdo de paz.

En este sentido, la iniciativa le entrega facultades al Jefe del Estado para que pueda avanzar en la implementación del Acuerdo de Paz –cuyo proceso de negociación superó los tres años- que se encuentra en la recta final, «bajo cuyo escenario la fecha límite para cocar fin a más de cinco décadas de violencia, es el 23 de marzo de 2016».

En palabras del Presidente de la Comisión Primera del Senado, Manuel Enríquez Rosero, el trabajo de la célula legislativa no solo fue altamente fructífero, sino que además escuchó a los ciudadanos a través de audiencias públicas, y colocó el uso medicina de la marihuana en la agenda pública del país.

«Son dos iniciativas muy importantes: el Acto Legislativo para la paz y el plebiscito para la paz, que fortalece la bandera de la reconciliación nacional el Gobierno del presidente Santos, bajo un proceso de educación y pedagogía del acuerdo final de La Habana», dijo.

Adicionalmente, la Comisión de Asuntos Constitucionales del Senado, legisló teniendo en la mira a la violencia contra la mujer. «Se aprobó la ley de femenicidio, que será en  adelante un delito autónomo, que castigará severamente este tipo de comportamientos, al tiempo se aprobó la ley del ácido, que sale al paso a al ataque del que son víctimas hoy en Colombia (hombres y mujeres),. Un hecho que se hizo visible, con el ataque con ácido a Natalia Ponce de León», subrayó Enríquez Rosero.

Finalmente, se aprobó un proyecto de ley que abre una asignación salarial a los ediles en el país. “Se aprobó en primer debate. A este proyecto se suma la aprobación el Código de Etica, que busca disciplinar a los miembros del Congreso y la ley de las pequeñas causas, donde se tiene en cuenta el tema de la reincidencia, que serán castigados con severidad. No podemos olvidar, que la  Comisión Primera legisló en favor de la defensa de los animales”, sentenció.