El panorama en contra de Turquía está cada vez más complejo y es que esta semana se ha publicado información comprometedora.

La primera hace referencia a las pruebas presentadas por el Ministerio de Defensa de Rusia, en las cuales se implica a Turquía en el tráfico de petróleo y derivados con el Estado Islámico.

Estas pruebas consisten en imágenes satelitales de los carrotanques de crudo en la frontera, al igual que un video en el que se demuestra que en su cruce no encuentran ningún inconveniente o restricción para ingresar a territorio turco. Y es que Erdogan, había prometido en renunciar si se presentaban estas pruebas, lo que se hizo, soportando la versión de Putin de su apoyo al financiamiento de ISIS.

Fotos de carrotanques en frontera

Fotos de carrotanques en frontera

La segunda información revelada el día de hoy consiste en la publicación realizada por el renombrado activista turco, con el seudónimo de Fuat Avni, quien vaticinó el derribamiento del caza ruso a través de Twitter aproximadamente un mes antes de su ocurrencia, el 13 de octubre. Esta información del opositor turco fue complementada por WikiLeaks, quien reveló que el Presidente turco Erdogan había dado la orden de derribar un avión ruso 6 semanas antes del insuceso.

De acuerdo con Fuat Avni, Erdogan estaba confiado del apoyo de la OTAN y por eso le parecía incluso beneficioso que Rusia estuviera operando en la frontera entre Siria y su país.  Y el tema es que a Turquía le interesan los yacimientos petroleros de Siria y siempre se ha opuesto al Presidente sirio al- asad, incluso defendiendo una milicia siria de origen turco que lucha contra el régimen, a pesar de evidencias sobre su infiltración por yihadistas.

Por su parte, al assad se ha pronunciado sobre las intervenciones en su país. Defendió vehementemente la manera de proceder de Rusia, su aliado, afirmando que  «las acciones de Rusia en Siria son un ejemplo de la lucha real contra el terrorismo». Explicó  «presten atención a los rusos cuando decidieron formar una coalición contra el terrorismo. Lo primero que hicieron fue hablarlo con el Gobierno de Siria antes que con otra persona. Comenzaron los debates sobre el mismo tema con otros gobiernos. Luego llegaron a Siria. Y es la forma legal de realizar operaciones de combate contra el terrorismo en todo el mundo». De esta manera, resalta que los aliados no entraron a Siria legalmente al no tener consentimiento de la autoridad del país.

Al asad y Putin

Al asad y Putin

Así mismo, aclaró que la estrategia de los aliados, particularmente la de  Reino Unido, es un fracaso. Afirmó  “Volverán a fracasar. No se puede cortar parte del cáncer, hay que extraerlo. Esta operación es como cortar una parte del cáncer. Lo que hará es que se extienda en el cuerpo más rápido».

Y es que los aliados liderados por EE.UU. han buscado finalizar el régimen de al-assad, apoyando a grupos opositores que declaran son moderados. Esto, por ejemplo, fue ratificado por el Primer Ministro británico David Cameron, quien afirmó esta semana que 70.000 combatientes de la oposición son moderados.

Al respecto, al -assad afirmó que «este es un nuevo episodio de una larga serie de la farsa clásica de David Cameron… ¿Dónde están? ¿Dónde están los 70.000 moderados de los que está hablando? No hay 70.000. No hay 7.000”. Agregó que incluso los aliados se han rehusado a entregar esta información a Rusia, quien la ha solicitado continuamente.

Finalmente, se refirió a la falta de resultados de la estrategia de la coalición. «Desde el inicio de la operaciones de la coalición ha pasado cerca de un año, ¿y cuál ha sido el resultado? El Estado Islámico, el Frente al-Nusra y otros grupos afines se agrandaron libremente. ¿Y cuál ha sido la situación después de que Rusia entrara en una lucha directa contra el terrorismo? El Estado Islámico y el Frente al-Nusra han empezado a encogerse», sostuvo.