“Se establecieron una serie de objetivos, de medidas, de políticas, para garantizar la seguridad, a partir de ese momento (de la firma del acuerdo final), no solamente de las Farc sino de las poblaciones donde operaban las Farc, de todos aquellos que están luchando por la paz, para dejar atrás para siempre esa violencia que ha azotado tanto las diferentes regiones del país”, afirmó el Mandatario.

El Presidente Juan Manuel Santos resaltó hoy la importancia del acuerdo sobre garantías de seguridad, firmado el pasado jueves en La Habana entre las delegaciones del Gobierno Nacional y las Farc.

El Mandatario se refirió al tema durante la ceremonia de ascenso del director de la Policía Nacional, general Jorge Hernando Nieto, celebrada en la Escuela de Cadetes de la institución en Bogotá.

“Otro de los puntos que se firmaron el jueves en La Habana tiene que ver con las garantías de seguridad que se tendrán, después de la firma del acuerdo final. Eso nunca había pasado ni aquí en Colombia ni en ninguna parte del mundo”, dijo el Jefe de Estado.

Y explicó: “Se estableció un protocolo y se establecieron una serie de objetivos, de medidas, de políticas, para garantizar la seguridad, a partir de ese momento, no solamente de las Farc sino de las poblaciones donde operaban las Farc, de todos aquellos que están luchando por la paz, para dejar atrás para siempre esa violencia que ha azotado tanto las diferentes regiones del país”.

Cabe recordar que el Acuerdo sobre Garantías de Seguridad y Lucha contra las organizaciones criminales busca garantizar la seguridad y la protección de los colombianos en general, y contiene medidas específicas para proteger en particular a sectores de la población como los siguientes:

 

  • Colectividades, movimientos y organizaciones sociales y de derechos humanos.

 

  • Movimientos y partidos políticos, en particular que hagan oposición.

 

  • El movimiento político desarmado que sustituya a las Farc.

 

  • Miembros de esa organización en proceso de reintegración.

 

Contribución de la Policía a la paz

Al destacar las calidades humanas y profesionales del Director de la Policía, general Jorge Hernando Nieto, el Jefe de Estado subrayó la contribución de la institución policial para el logro del reciente acuerdo firmado en La Habana que, además de las citadas medidas de seguridad, incluye el cese bilateral del fuego, la dejación de las armas y el mecanismo de refrendación de los acuerdos.

“Hoy asistimos a un ascenso muy especial, en un momento muy especial. El pasado jueves, en la ciudad de La Habana, se firmó el punto número tres de la agenda que se convino previamente con las Farc para terminar el conflicto armado. El punto tres se refería precisamente a la terminación del conflicto armado”, dijo.

“Lo que se firmó en La Habana es eso: el fin de la guerra con las Farc, la terminación de un conflicto que ha azotado a Colombia durante más de cinco décadas. Un conflicto que ha dejado miles y miles de muertos, millones de víctimas, millones de desplazados. Dolor, sufrimiento, atraso, pobreza, todo lo que las guerras producen”, añadió.

“Por eso este ascenso que hacemos al señor Director de la Policía, general Nieto, al grado de general, se hace en un momento muy particular”, sostuvo.

El Presidente Santos aprovechó la ocasión para felicitar y agradecer a la Policía por su aporte para el logro de este avance en el proceso que busca construir la paz en Colombia.

“Quiero aprovechar esta ocasión no solamente para felicitar al general Nieto por este merecido ascenso, colocarle el cuarto sol para mí ha sido un motivo de gran satisfacción, sino también aprovechar para agradecerle a la Policía, a todos sus miembros, oficiales, suboficiales, intendentes, patrulleros, personal no uniformado, su contribución a que sucediera lo que sucedió el jueves pasado”, expresó.

‘La paz es su victoria’

Reiteró que gracias a la contundencia de la Fuerza Pública, de los policías y de los soldados de tierra, mar y aire, se logró firmar este punto del fin del conflicto.

“Un punto a través del cual las Farc se comprometen con fecha fija, verificada ni más ni menos que por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, la máxima instancia en el mundo en materia de seguridad y paz, a entregar hasta la última arma, 150 días después de terminar la totalidad de estas negociaciones. Ahí es el momento en que la guerra se acaba definitivamente”, manifestó.

De acuerdo con el Jefe de Estado, este logro “no hubiese sido posible si no tenemos una Fuerza Pública que a punta de coraje, de determinación, de contundencia, no hubiese convencido a los adversarios, a los enemigos, que por vía de las armas nunca iban a lograr su objetivo”.

“No hubiese sido posible negociar desde una posición de fuerza, como debe ser cualquier negociación, sino es por los resultados y la contundencia de nuestros soldados y policías”, acotó.

El Mandatario consideró que “todo miembro de cualquier Fuerza Pública, en cualquier lugar el mundo, todo soldado, todo policía que va al campo de batalla, va con un solo objetivo: el de lograr la paz”.

“Por eso esta paz, queridos policías de Colombia, es su victoria, la victoria de nuestras Fuerzas Armadas”, concluyó el Presidente Santos.