Después de cuatro días de conversaciones, los integrantes de la Organización de Países Exportadores de Petróleo y aliados (OPEP+) han firmado un acuerdo para reducir la producción de petróleo en unos 10 millones de barriles por día, en un intento por impulsar el mercado de energía en medio de la pandemia de coronavirus.

Rusia: "El nuevo acuerdo de la OPEP+ tendrá un efecto positivo que evitará el caos del mercado"

Rusia: «El nuevo acuerdo de la OPEP+ tendrá un efecto positivo que evitará el caos del mercado»

El acuerdo, en el cual participan un total de 23 países, prevé la reducción en 9,7 millones de barriles diarios en un período de los meses de mayo y junio.

«Ahora anunciamos la firma del acuerdo histórico para reducir la producción en aproximadamente 10 millones de barriles de petróleo por día por los miembros de la OPEP+ a partir del 1 de mayo de 2020″, escribió en su cuenta de Twitter el ministro de Petróleo de Kuwait, Khaled Ali Al Fadhel. El anuncio también fue confirmado por el Ministerio de Petróleo iraní.

El grupo ya intentó el jueves llegar a un acuerdo, pero no lo consiguió al no encontrar un consenso con México, que no se mostró de acuerdo con los términos propuestos.

Este domingo, la secretaria de Energía de México, Rocío Nahle, ha confirmado a través de su cuenta de Twitter la participación de su Gobierno en el acuerdo de OPEP+, indicando que este tratado «unánime de los 23 países participantes dará de inicio una reducción en la plataforma petrolera de 9,7 millones de barriles a partir de mayo».

De acuerdo con el pacto, México reducirá su producción en 100.000 barriles por día, menos de lo esperado inicialmente.

Incertidumbre en torno al acuerdo

El pasado 6 de marzo, los integrantes del pacto OPEP+ no lograron llegar a un acuerdo para implementar un recorte adicional de la producción petrolera de 1,5 millones de barriles por día en respuesta a la reducción de la demanda mundial de hidrocarburos por la pandemia de covid-19.

Como resultado, a partir del 1 de abril se cancelaron todas las obligaciones de las partes del acuerdo para limitar la producción de combustible. Por su parte, en respuesta al fracaso del pacto, Arabia Saudita realizó el recorte de precios oficiales más drástico en al menos 20 años y comunicó a los compradores que aumentaría su producción de crudo en hasta 2 millones de barriles por día.

Esta medida de Riad provocó la dramática caída de los precios del petróleo, lo que llevó al desplome de los mercados financieros en todo el mundo.  

RT en Español