Esta decisión se toma con el fin que el exjefe guerrillero comparezca ante esa justicia especial en el expediente No. 001 que hace referencia a los secuestros que adelantó ese grupo subversivo en diferentes regiones del país. 

La Sala consideró que el excomandante guerrillero ha incurrido en múltiples incumplimientos ante esta justicia, demostrando que no tiene ninguna intención de colaborar con el esclarecimiento de los hechos y la reparación de las víctimas, compromisos pactados tras fijados en el acuerdo final de paz. 

En este punto se tuvo en cuenta que el exjefe guerrillerono presentó el informe solicitado sobre los actos cometidos en la columna móvil que delinquió en el centro del país. 

Con esta decisión, la Fuerza Pública tiene vía libre para detener a ‘El Paisa’ cuyo paradero se desconoce desde abril de 2018 cuando salió del espacio territorial ubicado en el municipio de Miravalle (Caquetá).

La medida busca que el exjefe guerrillero comparezca ante la Jurisdicción Especial para la Paz.

En contra de esta decisión existen los recursos de reposición y apelación por parte de los sujetos procesales reconocidos en este caso. 

El siguente es el dossier del Paisa


En contra de ‘El Paisa’ existen 26 condenas por delitos relacionados con terrorismo, homicidios, secuestros, extorsiones, reclutamiento de menores, concierto para delinquir, rebelión, tráfico de armas e incluso falsedad en documento público. Tiene seis ordenes suspendidas tras su vinculación al proceso de paz que se adelantó en La Habana (Cuba).

Los informes de inteligencia y los fallos judiciales dan cuenta de una sevicia a la hora de preparar atentados terroristas y actos contra la población civil. Es señalado de ser uno de los creadores de las llamadas “pescas milagrosas” y los secuestros extorsivos.

Fue hallado responsable de la planeación e instalación del carro bomba en el club El Nogal de Bogotá en febrero de 2003.  En su haber se registran el secuestro del avión de Aires en el que se movilizaba el senador Jorge Géchem Turbay en el año 2000, acción que le puso punto final a las negociaciones de paz en el gobierno de Andrés Pastrana.

Así como la toma al edificio de Miraflores en Neiva para secuestrar a Gloria Polanco y sus dos hijos, el secuestro de los 12 diputados de la Asamblea del Valle del Cauca –once de ellos fueron asesinados en cautiverio-, así como el asesinato del exsenador Jaime Lozada.

Además de la masacre de concejales en Rivera (Huila) y Puerto Rico (Caquetá), el crimen del congresista Diego Turbay Cote y todo su grupo familiar y el secuestro de Liliana Gaviria, hermana del expresidente César Gaviria Trujillo.