Según indicaron en una nota el presidente de la junta de la organización, David Rubin y la directora ejecutiva, Dawn Hudson, durante esos diez años a Smith «no se le permitirá asistir a ningún evento o programa de la Academia, en persona o virtualmente, incluidos, entre otros, los Premios de la Academia», igualmente aclararon que el Óscar al mejor actor ganado el mes pasado por «King Richard» no le será quitado al actor. 

La Academia de Hollywood por fin ha tomado una decisión tras el bofeton del artista a Cris Rock en la ultima gala de los premios OSCAR: el protagonista de El príncipe de Bel Air y Men in Black queda automáticamente vetado de todos los eventos de la organización durante los próximos diez años, incluidos los premios cinematográficos. No ha sido benévola, pero podría haber sido peor. En su discurso de renuncia como miembro de la Academia, Smith deslizó la posibilidad de que lo despojasen de su estatuilla, la única de toda su trayectoria.

De todas formas, la academia le mantiene el Óscar al mejor actor ganado el mes pasado por «King Richard» y tampoco se mencionó ninguna eventual sanción o impedimento para futuras nominaciones a los premios.

La agresión opacó la mayor gala del cine y causó sorpresa en los millones de espectadores que la seguían alrededor del mundo.