Cientos de policías se amotinaron contra el mandatario, a su vez que la OEA recomendó repetir las elecciones.

El presidente de Bolivia, Evo Morales, anunció este domingo la convocatoria de nuevas elecciones generales, tras el informe de la Organización de Estados Americanos (OEA) que recomienda la repetición de la primera ronda de los comicios celebrados el pasado 20 de octubre y que le dieron el triunfo.

Morales aseguró en una breve comparecencia que la nueva cita con las urnas se celebrará con un órgano electoral renovado, ente las denuncias de fraude en la primera vuelta de las que se acusa al actual.

«He decidido renovar la totalidad de vocales del tribunal supremo electoral», dijo Morales en un anuncio por televisión. Además informó que va a «convocar a nuevas elecciones nacionales, que mediante el voto, permitan al pueblo boliviano elegir democráticamente a nuevas autoridades», añadió. 

Cabe mencionar que el pasado viernes, cientos de policías de tres ciudades de Bolivia se amotinaron contra el presidente Evo Morales, quien descartó en su momento someterlos con una acción militar, mientras la oposición exigía en las calles su renuncia tras su cuestionada reelección.

Un informe preliminar de la OEA, difundido este domingo, estableció que no puede «validar los resultados de la presente elección, por lo que se recomienda otro proceso electoral«, al establecer irregularidades en el conteo de votos.

Morales anunció también que el Parlamento bicameral, donde cuenta con mayoría, se reunirá «en las siguientes horas» para que los partidos busquen los procedimientos para renovar los cargos del TSE, blanco de críticas internas y externas.

El presidente precisó que en los futuros comicios, el «pueblo boliviano (podrá) elegir democráticamente a nuevas autoridades, incorporando a nuevos actores políticos«, sin precisar si él volverá a postularse. 

El mandatario había resultado reelegido para un cuarto período consecutivo en la votación de octubre, al superar por más de 10 puntos al centrista Carlos Mesa en un resultado polémico y denunciado como fraudulento por la oposición.

Los comités cívicos que se manifiestan en las calles pidieron en asambleas públicas realizadas la semana pasada que ni Morales ni Mesa vuelvan a postularse

«Después de esta decisión, quiero pedir bajar la tensión, todos y todas están obligados de pacificar a Bolivia», señaló el mandatario.

Bolivia cumplió su tercera semana de protestas, con huelgas y bloqueos de calles en varias ciudades del país en contra de la reelección de Morales. Los choques entre oficialistas y opositores dejaron hasta ahora 3 muertos y más de 300 heridos. El viernes incluso se desató un motín policial en protesta por los resultados electorales en varias regiones del país.

FuenteEFE Y AFP