El oficial de la Policía Nacional era el único uniformado implicado en la muerte de tres jóvenes en Sucre que faltaba por entregarse a la justicia.

Este viernes 9 de septiembre, el consulado de la Ciudad de México —país al que había emprendido la huida— reportó que se entregó voluntariamente el coronel Benjamín Núñez, sindicado de haber participado en la tortura y asesinato de tres jóvenes en julio pasado, en el municipio de Chochó (Sucre).

Personal de la Fiscalía General de la Nación se dirige hacia la capital mexicana para oficializar la entrega.