en agosto.

Washington y Moscú han dado a conocer este jueves que se realizó un intercambio de prisioneros entre la basquetbolista estadounidense Brittney Gringer, que se encontraba en una prisión en Rusia, y el traficante de armas Viktor Bout, quien estaba detenido en una cárcel de EE.UU. desde hace doce años.

El intercambio fue aprobado por el presidente de EE.UU., Joe Biden, quien lo hizo público en un acto en la Casa Blanca en compañía de Cherelle Griner, la esposa de la basquetbolista.

Cherelle anunció que ambas se mantendrán comprometidas en lograr la liberación de todos los estadounidenses alrededor del mundo que se encuentran en una situación similar a la que vivió la deportista.

«Hoy mi familia está completa y, como todo ustedes saben, hay tantas familias que no lo están», apuntó

Griner fue arrestada en febrero pasado en el aeropuerto de Moscú por posesión de un aceite que contenía cannabis y hace un mes fue enviado a una colonial penal en Rusia.

Biden escribió en su cuenta de Twitter que había hablado con Griner y que ella estaba bien y de regreso a su país.

El intercambio había sido propuesto el pasado mes de julio.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia confirmó el canje y dijo que se había llevado a cabo en el aeropuerto de Abu Dabi. «El ciudadano ruso ha sido devuelto a su patria», dijo en un comunicado el oganismo ruso.

President Biden with Griner's wife Cherelle
Pie de foto,El presidente Biden con la esposa de Griner, Cherelle, y el secretario de Estado, Antony Blinken, mirando

El presidente Biden firmó la orden de liberación de Bout, conmutando su pena de prisión de 25 años.

Viktor Bout vendió armas a otros traficantes y gobiernos alrededor del mundo, convirtiéndose en uno de los hombres más buscados del planeta.

Apodado el «mercader de la muerte» por el tráfico de armas en los años posteriores a la caída de la Unión Soviética.

Sus vida inspiró la película de Hollywood de 2005 «El señor de la guerra», interpretado por Nicolas Cage.

Su carrera secreta llegó a su fin en 2008 por una elaborada operación estadounidense, cuando fue arrestado en un hotel en la capital tailandesa, Bangkok, ante la ira del gobierno ruso.

Fue extraditado dos años después y pasó los últimos 12 años languideciendo en una cárcel estadounidense por «conspirar para apoyar a terroristas y matar estadounidenses».