La actriz Kelly Preston, esposa de John Travolta y conocida por sus papeles en películas como “Twins” o “Jerry Maguire”, falleció el domingo por complicaciones derivadas de un cáncer de pecho, informó la edición digital de la revista People.

“En la mañana del 12 de julio de 2020, Kelly Preston, amada esposa y madre, falleció tras una batalla de dos años frente al cáncer de pecho”, indicó un representante de la familia a la publicación.

“Tras decidir llevar a cabo su lucha de forma privada, se sometió a tratamiento médico durante un tiempo, ayudada por sus familiares y amigos más cercanos”, continuó el representante. “Era un alma brillante, preciosa y amorosa que se preocupaba profundamente por los demás y que aportaba vida a todo lo que tocaba”, agregó.

Preston y Travolta tienen dos hijos: Ella, de 20 años, y Benjamin, de 9. En enero de 2009 sufrieron la pérdida de su hijo Jett, a los 16 años.

La carrera de Preston comenzó en 1985 con un papel en la cinta “Mischief” y fue adquiriendo fama con sus intervenciones en “Twins” (1988), “Jerry Maguire” (1996) y “For Love of the Game” (1999). Más adelante, apareció en “Battlefield Earth” (2000), “Death Sentence” (2007) y “Old Dogs” (2009).

También apareció en el videoclip para la canción “She Will Be Loved”, de Maroon 5.

Su última intervención en la gran pantalla fue en “Gotti” (2018), junto a Travolta, donde encarnó a la mujer del mafioso John Gotti.

Preston y Travolta se casaron en septiembre de 1991, cuando la actriz estaba embarazada de Jett, su primer hijo.

El propio Travolta confirmó la muerte de su esposa a través de Instagram.

“Con gran pesar os informo de que mi preciosa mujer Kelly ha perdido su lucha de dos años frente al cáncer de pecho. Luchó con coraje y el amor y apoyo de muchos (…) El amor de Kelly y su vida siempre serán recordados”, apuntó el intérprete.

 
Un flechazo instantáneo y una boda en París: la historia de amor de John Travolta y Kelly Preston

Era la víspera de Año Nuevo de 1991 y John Travolta aprovechó la fecha para proponerle matrimonio a Kelly Preston, la mujer que sería su esposa durante casi 30 años, hasta que la muerte los separó.

Travolta y Kelly se conocieron en 1987 en una prueba de pantalla para The Experts, su comedia estrenada en Estados Unidos en enero de 1989.

Para ese entonces la actriz ya había estado casada con el actor Kevin Gage, con quien -según confesó ella a Andy Cohen- no era tan feliz.

Después se separó de él y vino un breve romance con George Clooney y una propuesta de matrimonio de Charlie Sheen.

Pero fue Travolta con quien Kelly quiso compartir su vida.

El actor siempre dijo que lo suyo fue amor a primera vista, así que en aquel Año Nuevo de 1991 se hincó frente a Kelly en el restaurante del Palace Hotel de Gstaad, Suiza y sacó un anillo con un diamante color amarillo y blanco, de seis quilates, para pedirle a Preston que fuera su esposa.

Dicen que la actriz estaba tan sorprendida que cuando Travolta le propuso ella gritó.

Para Kelly también fue un flechazo instántaneo. “De repente lo vi caminar hacia mí con actitud y con sus dos perros. Me enamoré”, contó sobre el momento en que conoció a Travolta. Aunque tuvieron que esperar algunos años en los que ella tuvo otros romances, finalmente se consumó el cuento de hadas con la estrella de Fiebre de sábado por la noche.

Después de eso todo fue una luna de miel que hacían evidente en sus apariciones públicas.

Preston contó divertida en Entertainment Tonight que tras la proposición planearon tener algunos bebés y estaban practicando mucho para lograrlo.Otra escena de The Experts (Shutterstock)

De hecho, cuando se casaron -el 5 de septiembre de 1991- Kelly ya tenía dos meses de embarazo de su hijo Jett.

La boda se realizó en París frente a un ministro de la Cienciología, religión que profesa Travolta desde los años 70. También tuvieron una boda en Daytona Beach.

Travolta y Kelly se veían felices y enamorados en sus apariciones públicas.

Su matrimonio se convirtió en uno de los más sólidos de Hollywood y en el año 2000 recibieron a su segunda hija, Ella Bleu.

Ni las agendas de trabajo ni el terrible golpe de la muerte de su hijo Jett (en 2009), quien padecía la enfermedad de Kawasaki, y tampoco las acusaciones de acoso contra Travolta por parte de algunos hombres acabaron con ese matrimonio.C

Dos años después de la tragedia de su hijo Jett, Travolta y Preston volvieron a convertirse en padres, ahora de un niño llamado Benjamin.

“Ciertamente tener al pequeño Ben ha sido una especie de hermoso pegamento para que podamos unirnos después de una tremenda pérdida”, comentó Travolta en el programa Good Morning America.

En septiembre del año pasado la pareja posó feliz para una foto con la que celebraron sus 28 años casados.

Feliz aniversario para mi maravillosa esposa”, escribió Travolta en Instagram para compartir la imagen.El mensaje de Kelly por los 28 años de su boda

La misma foto apareció en la cuenta de Preston, quien por entonces ya luchaba contra el cáncer de seno que le causaría la muerte. «Para mi querido Johnny, el hombre más maravilloso que conozco. Me has dado esperanza cuando me he sentido perdida, me has amado pacientemente e incondicionalmente… me has hecho reír más que cualquier otro ser humano… has compartido las más hermosas subidas y los tiempos bajos», escribió la actriz.

«¡Eres un sueño y haces mi vida mucho más divertida! Confío en mi amor contigo implícitamente … contigo sé que siempre estaré bien sin importar lo que pase … Te amo por siempre y por completo. Feliz 28 aniversario @johntravolta».

La historia de amor que inició hace casi tres décadas se ha interrumpido.

Travolta compartió un mensaje en redes sociales un mensaje para anunciar el fallecimiento de Preston, a los 57 años..

“Es con el corazón muy pesado que les informo que mi bella esposa Kelly ha perdido su batalla de dos años con el cáncer de mama. Peleó una lucha valiente con el amor y el apoyo de tantos”, expresó.

Además de agradecer al personal médico que cuidó de su esposa, el actor de 66 años anunció que se tomará una pausa.

“El amor y la vida de Kelly siempre serán recordados. Me tomaré un tiempo para estar con mis hijos que han perdido a su madre, así que perdón por adelantado si no tienen noticias nuestras por un tiempo. Pero tengan en cuenta que sentiré su derramamiento de amor en las próximas semanas y meses a medida que nos curamos. Todo mi amor, JT”