Como Henry Ipuana de 29 años y Daiver Fernández de 28 fueron identificados los indígenas wayuu asesinados a bala. Por presuntos militares venezolanos. Las víctimas fueron atacadas cuando se movilizaban en una motocicleta, les dispararon sin mediar palabra, los dos hombres de encontraban en territorio venezolano y se devolvían al país después de asistir a un sepelio.

Los hechos ocurrieron a un kilómetro del municipio de Uribía, en la Guajira, y son motivo de Investigación por partes de las autoridades colombianas.